La inteligencia competitiva o la inteligencia para competir.

Dentro del mercado de las instalaciones, la reforma o la reparación, la competencia es fuerte y cada día salen nuevos competidores.

El cliente tiene acceso a mucha información y dispone de muchas posibilidades de contacto con empresas como la suya.

Generalmente el cliente busca el mejor precio, aunque también los hay que quieren un buen resultado o calidad.

Con este escenario es fundamental tener una buena imagen, un buen abanico de servicios, unos precios ajustados y unas soluciones que te diferencien o te identifiquen fuera del sector convencional.

Como conseguirlo? En un mundo tan tecnológico y tan comercial no vale tener una página web y tener los vehículos rotulados. Es necesario tener una estrategia clara de imagen, presencia, posicionamiento y calidad de servicio. Es fundamental saber qué tipo de empresa queremos o pretendemos ser y es necesario transmitirlo con claridad.

Del mismo modo es importante segmentar el mercado o las actividades que desarrollar la empresa y tener políticas comerciales, publicitarias o empresariales diferentes. El sector de la reformar requiere y exige un planteamiento totalmente diferente a la prestación de servicios a un pyme industrial o a cualquier empresa del sector terciario.

Ser capaces de desarrollar una solución específica, un procedimiento de trabajo singular, utilizar una tecnología diferente o incluso una marca de materiales especializada podría diferenciar a tu empresa de tu competencia y crear en el posible cliente, una imagen diferente a la que podría tener actualmente. Cuando un futuro cliente tiene una necesidad debemos conseguir que la primera solución que se le ocurra sea la de su empresa.

La IC sirve para conocer las tendencias del mercado, su evolución y los elementos que afectan al desarrollo del mismo.

Esta herramienta te permite seguir el sector de la construcción, de la reforma, las novedades, las normativas, los eventos y las acciones de los agentes principales del sector. Con esta información podrás tomar las decisiones de una manera más segura minimizando los riesgos de tu negocio.

Hay que ser capaces de poner en valor los casos de éxito, las experiencias, las soluciones aportadas y los problemas resueltos. Es necesario sistematizar la puesta en valor de todas estas acciones y convertirlo en uno de los procesos más importantes después de la facturación y el cobro de los servicios.

Es fundamental, invertir el tiempo y los recursos necesarios en plasmas todas las experiencias y proyectos y lógicamente hay que difundirlos por todos los medios.  Incluye en sus ofertas un resumen “atractivo” de sus últimos proyectos? Su web refleja las últimas novedades de su actividad. Su entorno conoce todo lo que hace. Es realmente importante, poner en valor la forma de trabajar o la profesionalidad que cada empresa le aporta a su actividad y generar un marco visual que la recoja y exponga al entorno.

Su competencia se mueve, hace ofertas, hace visitas, hace folletos, buzoneo, cuñas de radio, promociona eventos, participa en las actividades del entorno más local, tiene una buena imagen o lo transmite, tiene buena prensa y cuida el boca-oreja… es el momento de cambiar la manera de hacer las cosas, de ser mas efectivo, activo y singular. Es la manera de rentabilizar el esfuerzo al máximo sacándole la mayor rentabilidad posible. Lo que está claro, es que no es útil seguir realizando ofertas económicas en las que solo vale el precio, la rapidez y pensar en la siguiente.

Conseguir fidelizar a un cliente es la mayor de las satisfacciones y con lo que generalmente cuesta conseguir uno es como para pensar y desarrollar estrategias que le permitan mantenerlo y rentabilizarlo al máximo.

Desde Grupo Reactiva, queremos transmitirle la importancia que tiene hoy en día poner en valor su capacidad y la relevancia que podría tener en su entorno ponerla en el lugar que le corresponde. Pasar por encima de la competencia es posible y fácil, si se utilizan las herramientas necesarias.

Apoyándose en la plataforma Intelsuite, se desarrollan servicios de acompañamiento estratégico que permiten acertar con las decisiones estratégicas de la empresa.